Obligación a retenciones SUNAT

Obligación a retenciones: ¿Quién está obligado?

La facturación electrónica ha simplificado y agilizado considerablemente los procesos contables en las empresas, pero también ha introducido nuevos elementos que los contribuyentes deben tener en cuenta. Uno de estos aspectos es la obligación a retenciones bajo el Régimen de Retenciones del Impuesto General a las Ventas (IGV) en Perú, donde la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (SUNAT) designa a ciertos ciudadanos contribuyentes como agentes de retención. A continuación, todos los detalles sobre la obligación de retenciones.

¿Quiénes son los agentes de retención?

Según el artículo 10 del Código Tributario, la SUNAT tiene la potestad de designar como agentes de retención a aquellos sujetos que considera capaces de realizar la retención de tributos. Esta designación se realiza mediante Resolución de Superintendencia (R.S.). Es esencial tener presente que, mediante la R.S. Nº 000186-2023/SUNAT, la Sunat ha designado nuevos agentes de retención del IGV, con efectividad a partir del 01/10/2023.

Régimen de Retención del IGV: Fundamentos básicos

¿Qué es el régimen de retención del IGV? Este régimen implica que los sujetos designados como agentes de retención deben retener parte del IGV que les corresponde pagar a sus proveedores. Posteriormente, deben entregar este monto al fisco según la fecha de vencimiento de sus obligaciones tributarias. Los proveedores, a su vez, pueden deducir el monto retenido contra el IGV que les corresponde pagar o, en su caso, solicitar su devolución.

Este régimen está regulado por la R.S. Nº 037-2002/SUNAT y normas modificatorias.

Ámbito de aplicación del Régimen de Retención del IGV

El régimen de retenciones del IGV aplica a proveedores en operaciones de venta de bienes, primera venta de bienes inmuebles, prestación de servicios y contratos de construcción gravadas con este impuesto. Algunos puntos a considerar incluyen:

  • Notas de débito que modifiquen comprobantes de pago emitidos por operaciones sujetas.
  • Notas de crédito por operaciones sujetas a la retención.

El régimen no se aplica a operaciones sustentadas con liquidaciones de compra de pólizas 

y adjudicación.

Tasa de Retención del IGV y condiciones para su aplicación

La tasa de retención es del 3%, y se aplica cuando el pago correspondiente supera los S/ 700, y el monto de los comprobantes involucrados supera dicho importe. Es fundamental cumplir con esta retención, incluso en casos de pagos parciales menores al monto señalado en el comprobante de pago.

Exclusiones de la obligación de retenciones y consideraciones importantes

Existen operaciones excluidas de la retención del IGV, como aquellas realizadas con proveedores buenos contribuyentes o con otros sujetos que sean agentes de retención. También se excluyen las operaciones con boletas de ventas, tickets, o cintas emitidas por máquinas registradoras que no permitan ejercer el derecho al crédito fiscal, entre otras.

Beneficios para el vendedor

El vendedor, por su parte, puede utilizar la cantidad retenida para descontar una parte del IGV que le corresponde pagar. En caso de que no tenga impuesto por pagar, existe la posibilidad de solicitar la devolución de este monto retenido. Es decir, el régimen de retenciones no solo cumple una función recaudadora, sino que también facilita la gestión tributaria para los contribuyentes.

Designación o exclusión como agente de retención

Es fundamental estar al tanto de las designaciones o exclusiones como agente de retención realizadas por la SUNAT mediante Resolución de Superintendencia. Tanto tú como tu empresa pueden ser designados como agentes de retención, o en su defecto, dejar de serlo, a partir del momento indicado en dicha norma.

Consecuencias de no realizar la retención

No cumplir con la obligación de retener el porcentaje correspondiente puede acarrear consecuencias legales y financieras. La SUNAT puede imponer sanciones y recargos, afectando la situación fiscal de la empresa. Por lo tanto, es esencial contar con un sistema eficiente de gestión tributaria que asegure el cumplimiento de estas obligaciones.

En conclusión, el Régimen de Retenciones del IGV es una herramienta clave para la recaudación tributaria en Perú. Quienes sean designados como agentes de retención deben cumplir con esta obligación de manera precisa y oportuna para evitar posibles sanciones. Mantenerse informado sobre las actualizaciones normativas de la SUNAT es crucial para garantizar el cumplimiento tributario y el correcto funcionamiento de la facturación electrónica en el ámbito empresarial.

En este escenario, cumplir con estas obligaciones puede volverse más sencillo y eficiente gracias a las soluciones de TCI. Como pioneros en Facturación Electrónica, no solo ofrecen soluciones para emitir y validar comprobantes de retención de manera ágil y segura. Sino que además podrás gestionar de forma efectiva tus obligaciones como agente de retención, asegurándote de cumplir con los requisitos normativos y facilitando el proceso de retención del IGV. Para más información, contáctanos.

También te puede interesar: Guía de Remisión Electrónica Transportista: Todo lo que necesitas saber para cumplir con SUNAT en 2024

Otras noticias